JUANA RIVAS: YA HAY SENTENCIA UN AÑO DESPUÉS

SERENDIPIA.- Cinco años de cárcel y seis privada de la patria potestad de sus hijos, entre otros puntos, es la sentencia, recurrible, a la que se enfrenta Juana Rivas, la madre de Maracena que nos tuvo en vilo a todos durante un mes el pasado verano.

#JUANAESTÁENMICASA fue el movimiento que surgió durante este mes que Juana estuvo desaparecida con sus hijos mientras su ex marido viajó a España para averiguar qué pasaba con sus hijos, de los que no sabía nada. Un mes de lucha entre progenitores, donde asesores, abogados, medios de comunicación y demás parte de la sociedad ‘jugaron’ sus cartas.

He intentado poner a trabajar mi lado empático, ponerme en el lugar de Juana, ¿qué habría hecho yo en esa situación?¿vale todo por nuestros hijos o es por nuestro propio interés?…difícil ponerme en su situación radicalmente cuando es una situación a la que nunca me he tenido que enfrentar, aunque tengo claro que en cierto modo quizá sí hubiera actuado como ella, de hecho, yo también fui parte del #JUANAESTÁENMICASA.

Pero cuando pasan los días, un mes, todo se ve con distancia. La que también me hizo ponerme en el lugar del padre, supuesto maltratador, que lleva 30 días sin ver a sus hijos. Huelga decir que estoy totalmente en contra del maltrato (quizá hasta debería de borrar esta frase porque es algo evidente, pero a lo mejor hay dudas). Pensar en estar 30 días sin ver, ni hablar, sin saber cómo están mis hijos me revuelve el estómago, igual que me lo revuelve pensar en cómo de desesperada tiene que estar una madre para marcharse de su país de residencia con sus hijos, huir a España, buscar ayudar, dejarse asesorar (mal o bien) y desaparecer un mes con los niños.

¿Qué les dices a tus hijos para que durante un mes no hablen con su padre?.¿Qué les cuentas a dos niños pequeños para estar un mes “ocultos”?. ¿Qué escuchó Juana durante ese mes por parte de su familia para que pasara un día, otro, otro, los medios de comunicación hablando, movimientos de apoyo a su favor, pero la Ley en contra?. ¿Resultado? Sentencia de 5 años de cárcel, 6 de privación de la  patria potestad. Lo peor para  una madre, no poder estar con sus hijos…pero también es lo peor que le puede pasar a un padre, no saber nada de ellos el tiempo que sea (quede claro que para mí un “señor” que maltrata a la madre de sus hijos nunca será un buen padre).

Viviendo en pleno siglo XXI, donde el acceso a internet es algo habitual, no sé si Juana no buscó las consecuencias de “sustraer” a sus hijos, penado con cárcel en nuestro código penal, si se dejó asesorar tan mal como parece que así ha sido, sin olvidar, claro está, que la que tiene, o tuvo, la última palabra hace un año fue siempre ella. ¿Pero seis años privada de la patria potestad de sus hijos?…la ley es la ley, y la decisión de los jueces hay que respetarla aunque no estemos de acuerdo…y llevamos un tiempo, en el que las mujeres nos levantamos, alzamos la voz y tratamos de actuar igual que los hombres, y seguimos viendo, que nos quedan taaaaaaaaaaaaaaantos años por seguir luchando…pero eso sí, cumpliendo la Ley escrita, y no la de nuestro corazón, algo difícil para las que somos madres que por ellos lo hacemos TODO, TO-DO.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.